Spanish English German Italian Portuguese Russian
Opinión

Opinión

Opinión: Sobre hombros de gigantes y otros que no lo fueron tanto

Moneda del imperio ruso.

Considere usted las siguientes afirmaciones:

- "Tenemos que destruir el Coliseo en Roma porque fue construido por mano de obra esclava y con dinero saqueado después de un genocidio en Judea".
- "Tenemos que dejar de usar la lógica tradicional porque fue desarrollada por Tomás de Aquino quién era un machista".
- "Tenemos que destruir las estatuas del Libertador en Venezuela porque Simón Bolívar era racista en contra de los pardos".
- "Tenemos que desestimar la teoría de la evolución de las especies porque Darwin decía que los hombres eran superiores a las mujeres".
- "Tenemos que cancelar a la teoría de la relatividad porque Albert Einstein maltrataba a sus esposas".
- "Tenemos que destruir toda la sociedad occidental porque esta se construyó en base al imperialismo, primero el romano y luego el de los imperios coloniales".
 

¿Está de acuerdo? ¿En desacuerdo? Permítame plantearle una alternativa a esas afirmaciones:

Podríamos por otra parte aceptar el hecho de que nuestra especie, en su imperfección, ha alcanzado grandes hitos que merecen ser preservados y recordados. Avances tecnológicos, construcciones magníficas, teorías científicas, arte, música, literatura, y demás logros que hoy día nos hacen ser lo que somos para bien o para mal. Bien podemos sentarnos todo el día mientras juzgamos las acciones de nuestros antepasados con nuestra brújula moral moderna, criticarlos y fomentar la idea de que sus logros deben ser dejados en el olvido porque no se comportaron como un millennial del siglo XXI durante su contexto histórico. Pero eso sería, en términos muy amables, un lamentable intento por tratar de olvidar nuestra historia, nuestro pasado, nuestros errores e incluso nuestras victorias. Borrar el pasado de la humanidad nos impedirá seguir construyendo por sobre de este usando sus fundaciones como bloques para seguir mejorando y progresando como civilización.
 
Todos los humanos somos imperfectos en base a la moral imperante, todos cometemos errores y nadie es nunca un ejemplar perfecto de moral kantiana tomando decisiones racionales por el "bien mayor". Pero lo ideal sería entender esta realidad, comprender que no somos seres impolutos y libres de toda corrupción, y que de esa manera podamos combatir lo peor que hay en nosotros. Sin embargo, si olvidamos nuestro pasado para olvidar las cosas terribles que hicimos ¿Qué nos impediría entonces volver a repetir las mismas cosas terribles en el futuro?
 
Podemos tener tecnología de punta, información y comunicación instantánea, pero a fin de cuentas seguimos siendo unos primates que hace apenas unos cientos de miles de años corríamos por las sabanas de África sin un rumbo definido. Destruir nuestra historia es fomentar el regreso a ese punto de partida, a volver a empezar de cero y a tener que aprender desde el inicio qué es lo que está bien y lo que está mal, un sencillo vistazo a nuestra historia nos puede indicar fácilmente lo que nos depara si es que vamos a transitar esa vía nuevamente.

2363 comments

Déjanos un Comentario



Avenida Las Condes 12523

direccion@institutoaquilas.org


Aut consilio aut ense